2 de abril de 2011

Noche I

Noche,
abuela que se acomoda en el cabello
las flores de los muertos,
les canta su canción de abandonados,


abre la tierra,
lame los huesos roídos por la indiferencia,
se sienta en las tumbas y espera.
En el olvido eres diosa,
animal que repta por las noches
buscando el sexo de la divinidad
que te abandonó en las sábanas
vacías del tiempo.
La tumba del silencio te sueña,
insistes sobre los huesos
y esperas el tiempo que rompe el latido
de la palabra ausente...